AVISOS MÁS RECIENTES de la MISIÓN HISPANA desde TWITTER

sábado, 19 de mayo de 2012

Una pequeña reflexión.



Necesidad del apóstol
Hoy vivimos en un clima muy materializado. A veces los mismos sacerdotes se preguntan si vale la pena seguir adelante porque ven su ministerio como inútil. Piensan que hubiera sido mejor dedicarse a otra ocupación para mejorar el mundo. Sin embargo, por debajo de la situación de éxitos materiales que vivimos, se esconde la angustia y la desesperación. Nuestro mundo, tan orientado el éxito material, a la eficiencia y a la producción, tiene millones de personas oprimidas por la soledad, por la falta de amistad y solidaridad, las relaciones rotas, el aburrimiento, la depresión y un sentido profundo de inutilidad. Es aquí donde la misión del sacerdote, del catequista, del apóstol, es necesaria. Llevar la luz de Jesús es hoy, más necesario que nunca, en este mundo donde brilla el esplendor del éxito pero que esconde una creciente angustia y soledad. (P. Eduardo Hayen).

No hay comentarios:

Publicar un comentario